inside

Crepitar,

como la nieve toda,

como la llama

que se deshace en lagos.

Crujir,

como los huesos de leche,

vacíos de amor,

que me habitaron.

 

Ceñir,

como la piel que llevo,

los besos que te regalo

y el ámbar que atesoro.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s